Incluso sin una conmociĂłn cerebral, el fĂștbol puede causar traumatismo cerebral en jugadores jĂłvenes

Incluso sin una conmociĂłn cerebral, el fĂștbol puede causar traumatismo cerebral en jugadores jĂłvenes

En este momento hay dos conversaciones en el mundo del fĂștbol. Una es sobre los jugadores de la NFL que se arrodillan durante el himno nacional. El segundo es sobre las lesiones cerebrales y el alto nivel de conmociones cerebrales a las que estĂĄn expuestos los jugadores de fĂștbol. FanĂĄtico del fĂștbol o no, ha sido bastante difĂ­cil evitar estos dos temas. Sin embargo, el diĂĄlogo sobre las lesiones cerebrales del fĂștbol se ha centrado principalmente en las conmociones cerebrales y la encefalopatĂ­a traumĂĄtica crĂłnica (CTE), una enfermedad neurodegenerativa que se encuentra en personas que han sufrido mĂșltiples lesiones en la cabeza.

Un nuevo estudio publicado en PsiquiatrĂ­a Traslacional estĂĄ mirando lo que pasa antes de Las conmociones cerebrales. Los mĂ©dicos de la Universidad de Boston observaron lo que sucede al principio cuando un niño comienza a jugar fĂștbol americano antes de los 12 años. Lo que encontraron es preocupante para cualquier persona con un niño pequeño interesado o que ya estĂ© jugando el juego.

Los investigadores tomaron una muestra de 214 ex jugadores de fĂștbol americano. Estos hombres jugaron en todos los niveles diferentes. Algunos solo jugaban de niños mientras que otros solo jugaban en la escuela secundaria. Varios jugaban en la universidad e incluso los profesionales. La edad promedio fue de 51 años. Los mĂ©dicos e investigadores realizaron entrevistas telefĂłnicas y enviaron interrogatorios. No miraron las tomografĂ­as computarizadas. Simplemente querĂ­an saber sobre el comportamiento.

Lo que descubrieron fue que los hombres que comenzaron a jugar fĂștbol americano antes de los 12 años tenĂ­an tres veces mĂĄs probabilidades de sufrir depresiĂłn clĂ­nica y dos veces mĂĄs probabilidades de sufrir apatĂ­a clĂ­nica y desregulaciĂłn conductual. Muchos tambiĂ©n lucharon con el funcionamiento ejecutivo y el control de los impulsos.

Durante una entrevista con WBUR, un afiliado de Boston NPR, el Dr. Robert Stern del Centro de EncefalopatĂ­a TraumĂĄtica CrĂłnica de la Universidad de Boston y coautor de este estudio, dijo: “Hacemos todo tipo de locuras para asegurarnos de que estĂ©n saludables … Y luego los dejamos en el campo y nos ponemos estos cascos y decimos: ‘Golpea tu cabeza una y otra vez, 500, 600 veces por temporada’ “.

Tiene un punto vĂĄlido.

Al principio, encontrĂ© ese nĂșmero asombroso, incluso increĂ­ble. A lo que se referĂ­a tambiĂ©n son golpes subconmociĂłn. SegĂșn Brian Cammarota, ATC, PT, DPT, CSCS, un golpe subconcusivo se define como un impacto en la cabeza que no resulta en una conmociĂłn clĂ­nica. Si bien los efectos de estos golpes pueden no ser notorios de inmediato, este estudio analizĂł las posibles implicaciones a largo plazo. Parte del problema es que el cerebro humano es increĂ­blemente complejo, y una parte importante de su desarrollo comienza antes de los 12 años. Someter un cerebro en desarrollo a golpes repetidos, incluso con el casco puesto, puede provocar daños a largo plazo.

El Dr. Robert Stern dice: “Oh, comienzan muy, muy jĂłvenes. Pop Warner, fĂștbol americano. Estos niños comienzan a los 5 y 6 años poniĂ©ndose estos grandes cascos con mascarilla que, ya sabes, los hacen ser tontos. Apenas pueden sostenerse y, sin embargo, se les pide que realicen estos ejercicios donde se golpean la cabeza uno contra el otro, una y otra vez. Alrededor de un millĂłn de jĂłvenes se enfrentan a jugadores de fĂștbol en nuestro paĂ­s “.

Ahora, tenga en cuenta que este estudio estĂĄ lejos de ser concluyente. Naturalmente, hay muchas variables que podrĂ­an cambiar los resultados de sus hallazgos. Es, mĂĄs o menos, una investigaciĂłn preliminar que muestra una conexiĂłn entre el comportamiento y la participaciĂłn en el fĂștbol juvenil. El hecho es que no podremos mantener a nuestros hijos fuera del deporte y el ejercicio. Hay mucho que ganar de la experiencia en el atletismo juvenil. AdemĂĄs, el fĂștbol no es el Ășnico deporte que produce una gran cantidad de lesiones en la cabeza. El fĂștbol, ​​la lucha libre y la gimnasia pueden producir mĂșltiples conmociones cerebrales.

Sin embargo, el Dr. Robert Stern tiene este consejo con el que me gustarĂ­a dejarlo:

“[M]y la recomendaciĂłn es pensar [children hitting their heads 500 to 600 times per season]. Sabes, no podemos alejar a nuestros hijos del atletismo, el ejercicio y los deportes. Eso es crĂ­tico. Necesitan tener ese tipo de exposiciĂłn a grandes cosas y beneficios fĂ­sicos y emocionales. Pero necesitamos eliminar su exposiciĂłn a golpes en la cabeza una y otra vez “.

Dada la investigaciĂłn sobre CTE y trauma cerebral que ahora estĂĄ saliendo a la luz, creo que deberĂ­amos prestar atenciĂłn a su advertencia.